La periodontitis

on enero 26, 2016 Clinica dental Barcelona with 0 comments

Los dientes son pequeñas piezas que, a pesar de su insignificante tamaño, realizan grandes funciones. Gracias a ellos podemos masticar, deglutir e incluso hablar, acciones que, de no realizarlas como es debido, no nos permitirían vivir de forma saludable. Desgraciadamente, en la actualidad hay muchas personas que pierden las piezas dentales debido a diferentes problemas. ¿Cuál es el más común de todos? La periodontitis, esto es, una inflamación e infección de los ligamentos y huesos que les sirven de soporte a los dientes. De hecho, en España se ha convertido en la principal causa de la caída de dientes en adultos. Lo mejor que podemos hacer los dentistas ante esta amenaza es desvelar sus causas y síntomas, para que los pacientes puedan detectar los signos de la enfermedad. No obstante, lo mejor que pueden hacer los pacientes es programar visitas a Centro Dental Pedralbes una vez cada 6 meses.

Síntomas y causas de la periodontitis

Los síntomas principales de la periodontitis son el mal aliento, los dientes flojos, y características anómalas en las encías: color rojo brillante, de fácil sangrado (al pasar el cepillo de dientes, sobre todo), sensibilidad y dolor al tacto e inflamación. Si sufres alguno de estos problemas o todos a la vez, probablemente tengas que acudir al odontólogo de inmediato: padeces periodontitis y la integridad de tus dientes está en peligro. Una vez diagnosticada la dolencia, el periodoncista reducirá la inflamación, eliminará las bolsas en las encías y tratará cualquier causa subyacente de la enfermedad periodontal. Al controlar la patología, ya es posible llevar a cabo un tratamiento de restauración: implantes dentales, dentaduras postizas, prótesis fijas sobre implantes… La decisión se tomará colaborativamente entre dentista y paciente.

¿Cuáles son las causas de la periodontitis? La razón principal de surgimiento y desarrollo de esta enfermedad es la acumulación de placa bacteriana en la boca, concretamente en la base de los dientes. A raíz de esta acumulación se inflama la zona y entre la encía y los dientes se forman bolsas que se llenan de sarro y de placa. Si no se trata, esta inflamación puede evolucionar hasta crear consecuencias severas, como lo es la pérdida de dientes. En las primeras etapas, la periodontitis se conoce como gingivitis, cuando las bacterias sólo afectan a las encías y la patología aún puede controlarse. Ambas enfermedades periodontales son muy frecuentes y muy temidas, pero gracias a los avances en tratamientos de restauración, no suponen una amenaza definitiva para la boca. Los dientes perdidos se pueden recuperar de forma natural con los implantes dentales.

Add comment